El cardenal Leopoldo Brenes junto al clero de la Arquidiócesis de Managua rechazaron las agresiones que sufrió monseñor Rolando Álvarez el pasado domingo 2 de septiembre, luego que detuvieron su vehículo y lo insultaran.

“Nos solidarizamos y presentamos todo nuestro apoyo y cercanía a nuestro hermano en el sacerdocio y pastor de la Diócesis de Matagalpa, SER. Mons. Rolando José Álvarez Lagos. Rechazamos las agresiones que sufrió el pasado domingo 2 de septiembre, luego que detuvieron su vehículo en la carretera viajando de Matagalpa a Managua”, dice el comunicado emitido por el cardenal Brenes.

Además, agradecieron la “extraordinaria labor en favor del bien común, realizada por Mons. Álvarez y ofrecemos a nuestro buen Dios, nuestras plegarias, por su bienestar e invocamos la maternal protección e intercesión de la Virgen María, para que proteja a la Iglesia y a sus pastores”, finaliza el comunicado.

El vehículo en el que viajaba el Obispo de la Diócesis de Matagalpa, monseñor Rolando Álvarez fue detenido en un retén policial y los simpatizantes del Gobierno de Daniel Ortega, al reconocerlo llegaron a insultaron acusándolo de terrorista y asesino.