7 razones por las cuales el papa Francisco nos invita a caminar el nuevo año de la mano de san José I Imagen referencia cortesía Aci Prensa

7 razones por las cuales el papa Francisco nos invita a caminar el nuevo año de la mano de San José

El papa Francisco ha convocado a un «Año de San José». Desde el ocho de diciembre de este año y hasta el ocho de diciembre del 2021 se celebra un año dedicado al patrono de la iglesia Universal, padre adoptivo y custodio de Nuestro Señor Jesús.

Debe ser esta una alegría grande para todo el pueblo católico y signo de los tiempos dedicar un año a la figura paterna, a un padre tan tierno y custodio como lo fue (y lo sigue siendo) san José.

«Con corazón de padre: así José amó a Jesús, llamado en los cuatro evangelios «el hijo de José». Son las palabras iniciales con las que en una hermosa carta llamada Patris Corde, el papa Francisco nos invita a abrir el corazón a este gran santo.

¿Quién era san José?

El venerable Fulton Sheen afirmaba sobre San José: «Cuando se buscan razones por las que el arte cristiano ha representado a José como una persona mayor, descubrimos que ha sido para mejor salvaguardar la virginidad de la Virgen María.

De alguna manera, se escabulló la suposición de que la ancianidad era una mejor protectora de la virginidad que la adolescencia. El arte, entonces, inconscientemente hizo a José un esposo casto y puro por edad y no por virtud…

Hacer a José puro solo porque su carne había envejecido es como glorificar a un riachuelo que se ha secado. La Iglesia no ordenará a un hombre al sacerdocio que no tenga sus poderes vitales. Ella quiere hombres que tengan algo que domar, en lugar de aquellos que son domados porque no tienen la energía para ser salvajes…

José era probablemente un hombre joven, fuerte, viril, atlético, atractivo, casto y disciplinado. El tipo de hombre que se ve pastoreando ovejas, o piloteando un avión, o trabajando como carpintero. En lugar de ser un hombre incapaz de amar, debe haber estado inflamado de amor…

Entonces en lugar de ser un fruto seco para ser servido en la mesa del rey, era un capullo lleno de promesa y poder. No estaba en el atardecer de la vida, sino en su amanecer, burbujeante de energía, fuerza y templada pasión».

María y José son nuestro modelo de madre y padre

No es un dato insignificante para nuestra fe esta reflexión. Siendo Jesús nuestro modelo nos invita también a ver como modelo aquella familia en la que Dios escogió traernos a su hijo. María y José son nuestro modelo de madre y padre. Hoy el mundo reclama un modelo de padre a quien mirar y el Espíritu Santo responde con san José.

En su carta, el papa Francisco nos comparte siete reflexiones personales sobre la figura de san José. Hemos querido tomar estas reflexiones y hacerlas nuestras. Interpretadas a nuestro estilo (sin faltar al documento original), esperamos puedan servir para iniciar un camino de mayor conocimiento a nuestro patrono a lo largo de este año, año de San José.

Articulo completo en catholic-link.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *